sábado, 3 de enero de 2009

Londres día 2 Ripleys, Lion King Musical, Elton John New Years Eve Concert

El último día comenzó bien temprano, a las 8 sonó el despertador para que al Juan le diera tiempo de ducharse, e ir a tomar algo en el escaso “buffet” del hotel (cereales, mantequilla, mermelada, pan, cruasanes, leches, café y poco más), que poco se estiran los tíos por cierto XD.

Ya habíamos decidido donde ir, al “Ripley’s Relieve It or Not” una nueva atracción con tradición americana que han instalado en Piccadilly Circus, donde a través de 5 plantas puedes encontrarte cosas de lo más extrañas, desde animales disecados con 2 cabezas, o 6 patas, hasta cuadros de personajes famosos realizados con cuerpos de mariposas, huevos de dinosaurios, y cosas de lo más raro y extravagante que os podéis imaginar.

La entrada es un poco cara, 18 libras con el descuento de estudiante, pero nos pegamos dentro más de 2 horas y media, así que cundió bastante. Eso sí, no os recomiendo pagar el extra por el laberinto de espejos, no sé si es que somos muy buenos o qué, pero no creo que estuviéramos dentro más de diez minutos (aunque en una ocasión la supuesta salida era el mismo sitio por el que habíamos entrado XD).

Cuando salimos ya era casi la una, así que nos pusimos a buscar un sitio donde almorzar, topándonos con la zona “india” con 3 restaurantes en la misma calle, en uno de ellos servían menús degustación de 6 mini platos, y ahí fuimos.

Como la última vez que intentamos ir a ver “El Rey León” no encontré a tiempo el teatro (la única vez que realmente me he despistado en Londres), decidí salir algo más de media hora de antelación, pillamos el metro y esta vez ya encontré el teatro a la primera :-) , aunque tan sólo 5 minutos antes de empezar el espectáculo, y con los acomodadores con unas prisas que no eran normales porque nos sentásemos lo antes posible, poco después entendí porqué, justo al minuto de empezar el show. Todo lo que habéis oído sobre la obra es cierto, no es que tenga un escenario o decoraciones flipantes, ni nada por el estilo. Lo importante son las coreografías, la puesta en escena, la tremenda imaginación que utilizan para que los actores parezcan elefantes, jirafas, leones e incluso pájaros. Trucos de sombras, juegos de voces que te envuelven por completo, haciendo que realmente valga la pena ir a verlo y pagar lo que vale. Eso sí, de ninguna manera aceptéis sentaros en ningún otro sitio distinto al patio de butacas, y si puede ser cerca de alguno de los pasillos internos mejor que mejor.

Salimos sobre las 5, quedan 3 horas para el concierto, así que simplemente nos vamos a pasear por la ciudad y hacer algunas compras antes de que cierren las tiendas. Creo que ya os he comentado que las rebajas aquí son flipantes, pues no es nada comparado con lo que vimos este día, yo estaba empeñado en comprarme algunos calzones tipo trunks así que entramos en una tienda deportiva, donde vi algunos bastante chulos megarebajados, pero la verdadera sorpresa vino cuando nos adentramos un poco más en la tienda (que tiene 4 plantas), con rebajas de hasta el 70% en playeras deportivas, chandals, camisetas, calcetines… os puedo asegurar que ví como 100 zapatillas a 15 euros, flipante, salí de allí con calcetines, trunks, y unas playeras, que teniendo en cuenta que no llevábamos maleta sino un par de mochilas era más de lo que debía llevar XD.

Como ya hacía tarde nos fuimos al O2 antes de que se hiciera tarde y nos pegásemos la de dios para entrar, el O2 es un centro comercial con un pabellón deportivo donde se hacen los conciertos más importantes de la ciudad, tiene uno de los cines más grandes del país, y una selección de restaurantes bastante importante donde elegir, pero nada de franquicias, todos restaurantes de cierta qualité, como llegamos temprano decidimos cenar en algún lugar que no tuviera demasiada cola, y elegimos una especie de Buffet japonés, que en realidad no era un buffet sino que iban colocando platos sobre una cinta transportadora y al final te cobraban según los platos que habías consumido y el precio de cada uno, a parte se podían pedir algunos a la carta, pero no había tiempo para eso.

Al terminar salimos y vimos la mega cola para entrar al concierto, que barbaridad, menos mal que avanzaba megarápido, una vez dentro me hice con la típica camisa sobre el evento con la fecha y el dibujo del piano del tito John, y nos pasamos más de 4 horas pegados a la butaca, el show del piano rojo de Elton John es realmente flipante, tiene una megapantalla detrás donde se van proyectando imágenes relacionadas con las canciones, videos creados para el show de Las Vegas, el escenario es enorme, lo flipas de lo grande que es, y van bajando neones con letras, elementos gigantes que se hinchan en el escenario, y cosas varias, además tenía dos invitados que cantaron con él alguno de los temas. Por supuesto a eso de las 00:00 vino la presentadora, y entre todos esperamos al cambio de año donde comenzó la parte final del show que se extendió hasta las 00:30.

Nada más acabar salimos raudos hacia el metro, que ahí dentro había más de 15.000 personas y no quería llegar más tarde de la una a la fiesta donde pasaríamos nuestras últimas horas en la ciudad. Como la última vez que fui al O2, la rapidez con la que se mueve la gente hacia el metro y lo rápido que uno lo coge te deja pasmado, pero lo que más me alucinó fue al salir del metro mientras nos acercábamos a nuestro destino nos topamos con una masa de gente controlada por vallas colocadas en la carretera todos andando juntitos sin poder salir de ahí, pronto descubrí que era la masa que venía de haber visto los fuegos y que se dirigían a sus casas, por suerte nosotros estábamos fuera así que circular no fue un problema XD

El problema vino cuando descubrí que no tenía la dirección del local, aunque mirando el mapa tenía una idea bastante clara de a donde tenía que ir, pero… la supuesta calle donde pensaba que estaba el local estaba bloqueada por policías, fue toda una experiencia acercarme y ser casi aplastado por un policía montado a caballo XD, pero mayor fue mi sorpresa cuando me dijeron que esa calle estaba cortada al paso, así que tuve que usar mis dotes de persuasión para convencerle de que aunque en mi entrada no ponía la dirección de la calle yo estaba casi seguro de que era ahí (nuevamente hay que darle gracias a mi sentido de la orientación), pues al final coló y me abrió la valla, donde tras recorrer una manzana vi el cartel luminoso del local, les di mi nombre, mi nombre (que tuve que pedir permiso especial para poder llegar tan tarde), y me dejaron entrar.

Ahí descubrí lo difícil que es pedir combinados en ingles XD, tras mi primera visita a la barra me vine con una cerveza mezclada con tónica (podéis imaginaros la cara que puse cuando le vi ponerle tónica a la cerveza XD), una cerveza negra (bien!) y un combinado de kiwi con tónica (que era lo que realmente quería, bueno más o menos XD). Ahí nos pasamos unas 2 horas y media hasta que nos fuimos al aeropuerto, donde a las 5 y media de la mañana del uno de enero todas las tiendas estaban abiertas, con los mismos descuentos que en la ciudad, pero sin impuestos!!!, o sea pelis y discos con un 15% de dto extra, ropa y demás, ahí me deshice de todo el dinero en efectivo que me quedaba comprándome “Grupo salvaje” en blu-ray por poco más de 17 euros, un paquete de calcetines chulos, un pack de trunks, y una camisa Lacoste que en Londres costaba cerca de 50 euros por 42.

El avión salió con un poco de retraso, pero no demasiado, y en unas 4 horitas ya estaba nuevamente en nuestra tierra.

Shos que largo ha quedado esto, XD

Hala Pos eso

1 comentario:

googler dijo...

I think I come to the right place, because for a long time do not see such a good thing the!
jordan shoes